MAXESPRESSO CAFFEE

certifica la consolidación de las tendencias que se venían apuntando en años anteriores, con la sustitución de la demanda de café en sus formas más tradicionales (café molido, en grano o soluble), por los sistemas de cápsulas y monodosis. Este cambio en el mix de producto del sector ha incidido en el nivel de consumo de café en nuestro país, que se recortó un 2,5% en 2013, con lo que ya suma cinco años consecutivos en negativo.
Esta pérdida de volumen no se puede achacar exclusivamente a un cambio de formato, sino que en ella han confluido otros factores tanto coyunturales como de mercado, como es el avance de los productos sustitutivos del café (tés e infusiones), que también ha contribuido a dibujar la imagen actual del sector.
Estas circunstancias son especialmente visibles en el canal alimentario, donde las ventas cayeron en volumen por primera vez en los últimos tres años, según los datos de IRI, con un importante retroceso del café molido.
Tan sólo evolucionó en positivo el segmento de las cápsulas y monodosis, el más dinámico también en cuanto a novedades y proyectos, que logró un repunte del 17% en volumen y del 16,5% en valor, lo que revalorizó nuevamente el mercado, pese a la bajada de tarifas aplicadas por los operadores en todos los segmentos, y que provocó que, por primera vez en los últimos años, la MDD redujera su participación nueve décimas en volumen.
La acogida que están teniendo los sistemas de dosis en el mercado, en todas sus versiones, les ha abierto la puerta también de la hostelería, un canal que, si bien se mostró inicialmente reacio a su implantación, ha terminado por adoptarlos, ya que permiten un gran ahorro de costes y personalizar la oferta disponible para una clientela con gustos variados y cada vez con mayor cultura cafetera.
Más allá de la evolución del mercado, en el plano meramente empresarial, el sector vive una época de cierta tranquilidad tras frenarse el proceso de concentración iniciado hace unos años y que dibujó el panorama actual. Sin embargo, mientras se generaliza entre las compañías cafeteras la apuesta por el crecimiento orgánico, con la entrada en nuevas regiones o mercados para ampliar la cartera de clientes o la factura de los actuales, el sector asiste al nacimiento de un gigante del café, con la unión de los negocios de DE Master Blenders y Mondelez en la nueva Jacobs Douwe Egberts, una sociedad que, desde su nacimiento, se convertirá en el segundo operador de café en España, por detrás de Nestlé.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Panama LO MEJOR PARA VIVIR POR SARKIS ARSLANIAN BEYLOUNE

BRASIL CAMINÓ A LA SALVACIÓN AMEN